Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!

 

Si éste fuera tu año, ¿cómo sería?

Ya te expliqué en el post anterior que las preguntas de coaching no son nada del otro mundo. Pero son preguntas muy potentes a la vez que sencillas.
Las preguntas de coaching te hacen reflexionar, abriendo tu mente.
Empieza por el principio. Imagina cómo sería el año que acabas de empezar si fuera perfecto para ti.
¿Cómo sería si fuera perfecto para ti? ¿Qué habría de ocurrir?
Haz una lista de todo lo que quieres que ocurra en el año nuevo. Piensa en grande. Intenta ser congruente contigo mismo. No apuntes nada que de verdad no quieras. Puede que lo quieran otras personas para ti, pero, ¿de verdad lo quieres tú? Sé sincero. Piensa en lo que quieres que haya pasado en el año nuevo cuando estés celebrando el fin el año de ese año nuevo.
Apúntalo todo. Nada más.
Si lo haces en familia o en la escuela, enséñale a tus hijos o alumnos a imaginar en grande. A ser sinceros con ellos mismos. A jugar y divertirse.
Si haces tú mismo el ejercicio, después es mucho más fácil que se lo enseñes a tus hijos. Como siempre, todo aquello que enseñes debe estar integrado en tu propia experiencia. Tienes 2 formas de hacer este ejercicio:
  1. Primero lo haces tú y luego ayudas a tu hijo hacerlo.
  2. Lo hacéis juntos.
Pero no cabe la posibilidad de que únicamente lo haga tu hijo. La educación emocional es familiar. Se trata de crecer en un ambiente sano y empoderado, donde todos los miembros de la familia afrontan el día a día con una mentalidad que les beneficie. Esto es posible en tu propia familia. Solo depende de ti.
Sigue el programa de las 8 preguntas para empezar bien el año aquí.
Menú
A %d blogueros les gusta esto: